Qué es la reserva ovárica y qué hacer si quieres ser madre y tienes más de 30

Woman Portrait Meadow Dandelions 157604

Quizá ahora mismo ni se te pase por la cabeza ser madre. A lo mejor ni siquiera te lo has planteado aún. O tienes clarísimo que sí, que en tu futuro hay una familia. Pero independientemente de todo eso, la clave para ser madre algún día pasa por conocer tu reserva ovárica y gestionarla con tiempo.

Hablamos con el doctor Joaquín Llácer, Co-Director Médico del departamento de medicina reproductiva del Instituto Bernabeu y un experto en este campo, para que nos expliqué qué es la reserva ovárica y por qué es tan importante para cualquier mujer.

Nacemos con una reserva determinada de óvulos

Partimos de un número determinado de óvulos desde nuestra época fetal y los vamos perdiendo poco a poco. O gastando nuestro depósito, como nos explica en palabras comunes y para que lo entendamos todos el doctor Joaquín Llácer: “durante la época fetal o intrauterina hay unas células que luego van a formar los gametos, que son los óvulos en el caso de la mujer, que se van dividiendo y van produciendo más y más células, que a su vez luego formarán los óvulos. Pero este proceso de formación de óvulos se interrumpe ya en esta etapa fetal, de tal manera que hay un momento en el que ya no sé producen más. Desde antes del nacimiento, la mujer tiene parada la producción de óvulos y después irá perdiéndolos poco a poco“.

La reserva ovárica indica la cantidad de óvulos de los que dispone una mujer en un momento determinado de su vida. “Es la cantidad de óvulos que le quedan a una mujer antes de terminarlos”, nos explica nuestro experto. “Como un depósito de gasolina para comenzar un viaje”.

Maarten Deckers 229787

No es igual para todas las mujeres

El concepto más importante es que está pérdida de óvulos no sucede igual en todas las mujeres, según nos explica el doctor Llácer. “Una mujer puede mantener una reserva ovárica hasta los 60 años y otra mujer puede terminar su función ovárica con cuarenta años. Incluso mujeres de la misma edad tienen reservas ováricas distintas“.

Como nos explica el doctor, contamos con una serie de marcadores para ver en qué situaciones está la mujer respecto a su reserva ovárica: “a priori, tú dime tú edad y te diré cuánta reserva ovárica tienes. En cierto modo tiene sentido. Lo que pasa es que no se trata de un buen marcador porque hay mujeres que tienen una excelente reserva ovárica con 40 años y otras tienen una baja reserva con tan solo 30. Por eso necesitamos utilizar mejores marcadores” concluye.

La reserva ovárica incide en la fertilidad

El concepto de planificación familiar ha tenido que evolucionar con los últimos cambios sociales y adaptarse al nuevo papel de la mujer. Si hace cuarenta o cincuenta años, las clínicas de planificación familiar tenían como objetivo ayudar a las mujeres a tener un control sobre el número de hijos que tenían (tenían más hijos de los que querían), el problema actual es justo el contrario: las mujeres no tienen tantos hijos como quieren.

Una mujer con una reserva ovárica disminuida tiene que tomar decisiones sobre su futuro ya. Joaquín Llácer, Co-Director Médico del departamento de medicina reproductiva del Instituto Bernabeu.

“Los cambios sociales han hecho que las mujeres tengan problemas para completar su idea de familia“, nos explica el doctor Llácer, “y en este punto, calcular la reserva ovárica puede ser fundamental para planificar su futura vida. De tal forma que una mujer joven con una reserva ovárica normal y que quiera retrasar unos años la maternidad, asume unos riesgos prácticamente mínimos. Sin embargo, una mujer con una reserva ovárica disminuida no puede planificar su futura maternidad a años vista, sino que tiene tomar decisiones en ese mismo momento”.

La calidad de los óvulos también es determinante

Hay dos factores a tener en cuenta que se relacionan con la fertilidad de la mujer: uno es la reserva ovárica, que se va perdiendo progresivamente, como nos ha explicado nuestro experto. No hay una edad en la que baje de una forma más acentuada. Pero el doctor Llácer nos aclara que no ocurre lo mismo con la calidad de los óvulos: “lo que sí se pierde de una forma más acentuada es la calidad de esos óvulos. Y ahí sí que hay un punto de corte clave: los 35 años. La probabilidad de que un óvulo dé lugar a un niño sano no es lo mismo si proviene de una mujer de 35 años que si viene de una mujer de 40. Y este descenso en la calidad del óvulo se va sucediendo poco a poco, a partir de los 35 años se acelera y a partir de los 40 se precipita“, nos explica.

Pexels Photo 104516

La edad ideal para planificar la maternidad es entre los 25 y los 30 años

Quizá parezca demasiado pronto, justo en este momento en el que cualquier mujer joven está completando su formación y se enfrenta a un futuro laboral abierto de posibilidades, pero todavía incierto. Pero es la edad para empezar a tomar todo tipo de decisiones sobre el futuro… y sí, también sobre la maternidad.

Los 30 años son una buena edad“, afirma Joaquín Llácer, y nos explica más: “entre los 25 y los 30 es una edad en la cual la mujer ya es suficientemente adulta y tiene que tener claro qué quiere hacer en su vida y dónde pone la importancia de tener sus hijos para planificar toda su vida reproductiva.”

“Hace 50 años, una mujer de 27 o 28 años ya tenía su familia completada, pero en la actualidad está empezando a focalizar su vida profesional. Y justo ahí es cuando tiene que planificar su vida reproductiva. Puede que ni siquiera tenga pareja, que tenga que embarcarse en un proyecto profesional de larga duración, etc. Entonces es cuando tiene que analizar su reserva ovárica. Y si no es buena, entonces puede plantearse congelar óvulos en ese mismo momento.”

¿Baja reserva ovárica? ¿Más de 30 años? Sí se puede ser madre

Una baja reserva ovárica o reserva disminuida se caracteriza por un bajo número de óvulos disponibles en los ovarios de la mujer y/o por alteraciones del desarrollo de los óvulos existentes. Según nos explica el doctor Llácer no hay ningún síntoma detectable de que el ovario o la función ovárica está fallando. Es decir, una mujer no tiene por qué notar absolutamente nada y no hay una sintomatología que anuncie esa baja reserva ovárica: “cuando hay síntomas es porque ya el ovario está fallando, la función ovárica está llegando a su fin”, nos aclara nuestro experto. La única forma de saber si contamos con una baja reserva ovárica es calcularla con ayuda de profesionales.
Pexels Photo 239853

¿Y si tras ese cálculo descubrimos que tenemos una baja reserva ovárica? Es normal que surjan todas las dudas del mundo y especialmente esta: ¿puede una mujer quedarse embarazada con una reserva ovárica baja? “Rotundamente sí”, responde el doctor Joaquín Llácer sin dudarlo, “aunque es un tema controvertido, por supuesto, ya que es muy posible que la probabilidad de embarazo sea menor. Y lo que sí es cierto es que si esa mujer con una baja reserva ovárica espera más tiempo, ya no tenga ninguna posibilidad de quedarse embarazada”.

Una reserva ovárica baja significa que nos podemos quedar sin óvulos antes de tiempo. Joaquín Llácer.

Está claro, como nos insiste nuestro experto una reserva ovárica baja significa que nos podemos quedar sin óvulos antes de lo que esperábamos: “volvemos al símil del depósito de gasolina. Cuando uno sabe la gasolina que tiene puede planificar el viaje”.

Si tienes más de 30 años y quieres ser madre, la solución pasa por la congelación de óvulos, tal y como nos explica este experto en medicina reproductiva. “Aunque se está investigando mucho en este terreno, intentando paliar los efectos de la baja reserva o, más bien, de la baja calidad de los óvulos de esa reserva, no tenemos soluciones en ese aspecto. No podemos hacer que rejuvenezcan los óvulos de las mujeres, pero sí podemos parar el reloj. Con la congelación de óvulos. Cuando una mujer tiene 30 años y no tiene una reserva ovárica demasiado buena no tiene por qué plantearse ser madre en ese mismo instante. La solución es congelar los óvulos para poder volver a utilizarlos más tarde, a partir de los 40 años. De esta manera, contará con la calidad de los óvulos de una mujer de 30 y no de 40. O incluso en el caso de que con 40 sus ovarios hayan dejado de trabajar, seguirá pudiendo tener hijos con sus propios óvulos“.

Parar el reloj también es la respuesta que podemos leer en la página web del Instituto Valenciano de Infertilidad: “ahora podemos preservar la fertilidad de las mujeres, de forma que los óvulos se mantengan jóvenes y la mujer pueda postergar el momento del embarazo hasta que considere que es el más oportuno”.

En cualquier caso, la reserva ovárica no disminuye ni se ve afectada de ninguna manera si tomamos anticonceptivos. Así nos los explica el doctor Llácer: “los datos que tenemos actualmente es que las mujeres que toman anticonceptivos no sufren ninguna repercusión ni para mejorar ni para empeorar. Algunas mujeres piensan que si no ovulan, no pierden nada. Pero los óvulos se pierden al mismo ritmo. En cualquier circunstancia se siguen perdiendo óvulos.” El paso del tiempo es uno de los factores claves para la fertilidad, según nos cuentan desde el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI)

Pexels Photo

Calcular tu reserva ovárica es muy fácil

Saber cuál es tu reserva, con cuántos óvulos cuentas, es fundamental a partir de los 30 años, incluso cuando todavía no tienes muy claro cuándo vas a ser madre ni en qué circunstancias. Pero conocer esa cifra da un margen de planificación a la mujer, unos datos concretos que le permiten tomar decisiones en ese mismo momento que pueden ser claves en un futuro.

Como decíamos, la edad es un marcador de la reserva ovárica. Parece lógico: a menor edad menor reserva ovárica. Pero como nos insiste el doctor Llácer, “no se trata de un buen marcador porque hay una gran variabilidad en mujeres de la misma edad”.

Por eso los profesionales cuentan con dos marcadores más. “El primero que utilizamos es una hormona que se llama Hormona Antimülleriana, que se detecta mediante un análisis de sangre”, nos explica Joaquín Llácer, “y el segundo es un recuento de folículos antrales que se hace a través de la ecografía. Son los dos mejores marcadores para calcular la reserva ovárica de una mujer”.

Gracias a campañas como la que ha puesto en marcha el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) las mujeres de entre 25 y 38 años que quieran planificar su futuro pueden calcular su de forma gratuita su reserva ovárica. Solo tienen que llamar al teléfono gratuito que el IVI ha preparado para esta acción, el 900 847 300, y concertar una cita. Una vez llamamos a ese número de teléfono nos darán una cita para conocer el valor de la Hormona Antimülleriana, de la que ya os hemos hablado, mediante un análisis de sangre.

Nunca es tarde para incluirla en las revisiones rutinarias

Durante toda nuestra entrevista, el doctor Joaquín Llácer hace especial hincapié en la importancia de que las mujeres conozcan el concepto de reserva ovárica, algo de lo que muchas no han oído hablar en su vida, a pesar de someterse a revisiones periódicas con los especialistas en ginecología, pero también insiste en la importancia de no dejar para más tarde la planificación familiar. “Las mujeres tienen que planificar hoy en día su vida reproductiva, igual que hace años se planificaba para no tener hijos en la adolescencia o para truncar una formación o carrera profesional, hoy si esperas a tener hijos corres el riesgo de perderlos“, insiste.

Si esperas a tener hijos, sin una planificación previa, te arriesgas a perderlos. Joaquín Llácer.

La segunda conclusión a la que llega es la importancia de incluir una evaluación de la reserva ovárica en las revisiones ginecológicas con al menos un recuento de folículos con una ecografía: “nosotros tenemos una campaña para darlo a conocer entre los ginecólogos. Es una conversación que tiene que darse en consulta y en la que la mujer necesita encontrar respuestas a sus preguntas, cuánto puedo esperar para tener hijos, qué soluciones tengo, cuál es mi reserva ovárica para decidir cuál es la acción que tengo que tomar para disminuir el riesgo de quedarme sin hijos, etc.”

También acciones como la que ha puesto en marcha el IVI son un gran intento de concienciar a todas las mujeres sobre la caducidad sobre su etapa fértil y ayudarle a entender bien el concepto de reserva ovárica y la importancia que tiene para su futura maternidad saber con cuántos óvulos fértiles cuentan “para poder planificar así el momento de su maternidad”.

Si una cosa tenemos claro es que hay una dictadura del reloj biológico. Por mucho que la sociedad evolucione, el cuerpo está diseñado biológicamente para dar una respuesta determinada. Pero gracias a los avances científicos y a conocer mejor conceptos como el de “reserva ovárica” se puede planificar nuestro futuro sin miedo.

Fotos| Pexels.com, Maarten Deckers

En Trendencias|

También te recomendamos

Nueve mujeres extraordinarias que además fueron madres en tiempos difíciles

5 peinados con pelo rizado inspiradores

Un adolescente homenajea a su madre diseñando un prototipo de sujetador con el que pretende detectar el cáncer de mama


La noticia

Qué es la reserva ovárica y qué hacer si quieres ser madre y tienes más de 30

fue publicada originalmente en

Trendencias

por
Rebeca Rus

.


Fuente: Trendencias

(5)